Mónica Narbona 

Me hice emprendedora al revés que muchas de mis colegas. Lo mío no fue una búsqueda de un espacio para desarrollar lo que me gustaba hacer, que era pintar, sino la alternativa que me propuso alguien que me conocía mejor que yo misma ante mí frustración de buscar incansablemente un trabajo administrativo, que no conseguía porque ya pasaba los 50 años. Esa sugerencia de vender lo que pintaba para mi casa o para regalar fue un descubrimiento muy gratificante. Emprender no siempre es un camino de rosas, pero es un continuo aprendizaje ya que hay que capacitarse y muchas veces tener que ocuparse de tareas poco creativas pero necesarias.
Todos los diseños que realizo son de mi autoría y mi intención es que cada uno que elija alguno de mis objetos pintados lleve un poco de arte y color a sus vidas en el día a día.

  • Horario
  • Lunes a Viernes 9:00 - 19:00hs
  • Medios de pago
  • Efectivo
  • Transferencia bancaria
  • Mercado Pago